El Teatro de Sax, acoge la puesta de largo del nuevo proyecto teatral a nivel nacional que une a tres artistas de Sax. Isabel Vidal y Carlos Gaztea, son los protagonistas y junto a ellos, el artista nobel Tony Rubiales, y la dirección de Carlos Burgos.

La nueva obra de teatro en la cual tres artistas sajeños forman parte del reparto, lleva por nombre “Colmo”, y tendrá su estreno nacional, en las tablas del Teatro Municipal Cervantes de Sax, el próximo 20 de junio en dos sesiones. Tras este estreno en la Villa de Sax, la gira nacional continuara en Madrid.

A medio camino entre el teatro y el cine, entre la piel y la cámara, dos artistas sajeños, Isabel Vidal y Carlos Gaztea, se atreven a fundirse en un ambicioso proyecto titulado, “Colmo” que reimagina los límites de lo audiovisual y los hace transitar por un lenguaje próximo a las artes escénicas, en el que el espectador puede sentir la atmósfera de lo que sucede en cada una de las escenas de su nuevo proyecto, juntos.

Al frente de esta producción figura como director, Carlos Burgos, que junto a dos animales escénicos, nacidos en Sax y formados en Madrid, se unen por primera vez para realizar una nueva obra, que se desarrolla en varias escenas, una discoteca, una parada de taxi y en una casa, donde el protagonista masculino protagonizado por Carlos Gaztea, es sin duda un dandy que no repite ni una sola semana con la misma conquista, pero en una ocasión, ella no se muestra tan receptiva, aun así, ambos pasan la noche juntos…………la mujer la protagoniza Isabel Vidal, se enamora galán y la trama nos hará pasar un rato agradable. También en la obra participa Tony Rubiales, que interpreta el papel de amigos común de la pareja.

Según el actor Carlos Gaztea, “se barajaban fechas para el estreno, y al ser los artistas sajeños queríamos estrenarla en la localidad que nos vio nacer” y así después de varias gestiones Sax será el domingo 20 de junio el primer lugar en estrenar la obra, que se llevará a cabo en dos sesiones, a las 18:00 y 20:30 horas. Las entradas se pondrán a la venta con un precio de 10 euros.

Recordar que fue durante el confinamiento, cuando plasmaron a través de las múltiples comunicaciones, que tuvieron los artistas, este proyecto que surge en un contexto muy concreto, hacer arte que es lo que saben hacer los dos, y que pretende ser una trinchera de resistencia ante lo inevitable: el cierre de salas y teatros. ¿Cómo llevar al público la creación más “viva” sin tener peligro? con una cultura segura y muy cercana. A pesar de las dificultades y la falta de salas de ensayo por la pandemia, se han llevado a cabo los ensayos, gracias a la colaboración de Gym Box, y sus instalaciones.

Spread the love