“Ríos de Atardecer” es la primera canción del EP y la que le da el nombre al primer lanzamiento de Sebastián Pissinis. Está dedicada a su ahijada Helena, escrita cuando era una niña y pensada como una carta para que la acompañe cuando sea mayor.

El texto invita a ir en busca de los sueños y a superar las adversidades, es un canto a la resiliencia. El piano y los efectos digitales aparecen desde la introducción y a medida que avanza la canción se va sumando la percusión, el bajo, la guitarra y los coros, generando diferentes climas y texturas con una sonoridad pop rock.

Spread the love