Desde que se decretó el Estado de Alarma por la crisis sanitaria de la COVID-19 hasta hoy, la Concejalía de Igualdad e Inclusión Social del Ayuntamiento de Petrer ha gestionado un total de 535 ayudas, por un valor de 107.000 euros. Así lo han hecho público esta mañana la alcaldesa de Petrer, Irene Navarro, y la concejala del área, Ana Tortosa, desde las instalaciones de la propia concejalía.

 

La alcaldesa ha aprovechado para agradecer directamente “el gran trabajo que está haciendo todo el personal de la concejalía”, destacando que “desde el minuto uno de esta crisis están trabajando intensamente para dar respuesta a todas las necesidades surgidas y mitigar las consecuencias que la crisis social derivada de la crisis económica pueda tener en nuestras vecinas y vecinos”.

 

Por su parte, la concejala del área, Ana Tortosa, ha querido explicar que “además de las ayudas que ya se venían prestando, hemos puesto en marcha nuevos programas de ayuda para responder a nuevas necesidades, como los vales-supermercado, el programa de alimentación infantil, la comida a domicilio o ayudas de emergencia para inmigrantes que, por no tener el NIE, no pueden acceder a ninguna ayuda de la administración”.

 

En abril y durante las semanas transcurridas de mayo, un total de 310 familias se han beneficiado de las ayudas de emergencia, tanto de alimentación como de vivienda y sus respectivos gastos, con una inversión superior a los 70.000 euros.

 

En cuanto a los programas de ayuda creados específicamente para hacer frente a las necesidades surgidas ante la crisis de la COVID-19, uno de ellos, el de vales-supermarcado, se ha entrega a 78 familias durante abril y las dos primeras semanas de mayo. “Se trata de una ayuda creada para la necesidad urgente y, por tanto, la resolvemos y la atendemos en el plazo máximo de 2-3 días; le entregamos a la persona un vale para que pueda hacer la compra en el supermercado”, ha aclarado la concejala, quien ha especificado que a este programa ya se han destinado cerca de 10.000 euros.

 

De otro de los nuevos programas de ayuda, alimentación infantil, subvencionado por la Consellería para garantizar una alimentación equilibrada y variada, se han beneficiado un total de 106 menores, con una inversión de 12.720 euros. Esta ayuda está dirigida a aquellos menores en especial situación de vulnerabilidad que no reciben la ayuda del vale-comedor del área de Educación.

 

El programa de comida a domicilio, servicio que surge, sobre todo, para atender las necesidades de mayores y personas vulnerables, ha tenido durante abril y mayo un total de 26 beneficiarios, con una inversión cercana a los 10.000 euros. El servicio busca asegurar la comida caliente y evitar que este segmento de población más vulnerable se exponga al virus al salir de casa. Desde la concejalía, se está haciendo un seguimiento de todas las personas en el servicio de dependencia o beneficiarias del SAD para ver si alguien más tiene necesidad de este servicio.

 

Finalmente, en el caso de las personas inmigrantes que, por no contar con NIE no pueden acceder a ninguna ayuda de la administración pública, se han creado tarjetas de alimentación para esta situación de emergencia, de las que se están beneficiando 15 familias con una inversión de 4.000 euros.

 

Cabe recordar que, ante esta crisis, el Ayuntamiento de Petrer ha duplicado la cantidad destinada a Servicios Sociales, pasando de 220.000 € a 440.000 €, una cifra a la que hay que sumar 69.000 € aportados por la Generalitat Valenciana.

 

 

 

AUMENTO PLANTILLA Y OBRAS EN INSTALACIONES

 

La plantilla de la concejalía se va a reforzar con cuatro nuevos trabajadores. Se acaba de contratar a una trabajadora social para el área de Dependencia con el fin de agilizar las valoraciones, que, debido a la situación generada por la crisis sanitaria, han experimentado un retraso. Y, en las próximas semanas, se llevará a cabo la contratación de tres nuevos trabajadores sociales y un auxiliar administrativo, puestos subvencionados por la Diputación de Alicante, lo que contribuirá a agilizar el trabajo del departamento a la hora de atender la actual situación de emergencia.

 

Para poder ofrecer una mejor atención, más personal e individualizada, en unos días finalizarán las obras que se iniciaron antes de decretarse el Estado de Alarma y que han estado paralizadas durante todo este tiempo. El resultado será una nueva sala de reuniones y seis nuevos despachos individuales.

Spread the love
Share This