Por segundo año consecutivo, la Diputación de Alicante ha activado el Plan +Deporte, un ambicioso paquete inversor dotado con siete millones de euros y destinado a la construcción, ampliación o mejora de las instalaciones deportivas municipales.

El presidente de la institución provincial, Carlos Mazón, ha destacado la importancia de esta convocatoria, “que pone de manifiesto el compromiso de la Diputación con el deporte local”, al tiempo que ha explicado que gracias a esta, “nuestros pueblos pueden optimizar y modernizar las infraestructuras destinadas a este fin, facilitando la práctica deportiva a sus vecinos y ayudando al crecimiento de sus clubes y deportistas”.

La construcción de pistas de pádel, de frontón o de vóley playa, la ampliación de vestuarios, la rehabilitación de piscinas, la pavimentación de pistas polideportivas, la creación de circuitos de skate, la renovación de la iluminación de los pabellones o la instalación de gradas son algunas de las actuaciones que podrán ejecutar los ayuntamientos gracias a este importante programa de subvenciones, impulsado por primera vez el pasado ejercicio por el equipo de gobierno que lidera Mazón.

El Plan +Deporte, que está previsto que se apruebe en el próximo pleno ordinario, repartirá siete millones de euros entre todos los municipios de la provincia”, ha manifestado, por su parte, el diputado responsable del área, Eduardo Dolón, quien ha reiterado “el apoyo de la institución a los consistorios en un ámbito tan relevante para la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos como es el deporte”.

Esta línea de ayudas distribuirá entre las localidades de la Marina Alta más de 1,6 millones de euros, mientras que entre las de la Marina Baixa serán 871.253 euros.

Por su parte, la Vega Baja recibirá cerca de 1,4 millones de eurosal igual que lo hará la zona de la Montaña. El Vinalopó percibirá aproximadamente 1,2 millones y L’Alacantí549.080 euros.

Spread the love