El pasado viernes 2 de septiembre tenía lugar en el colegio Alberto Sols de Sax el acto de inauguración del Mural conmemorativo que lleva el nombre de Don Alberto Sols García, importante sajeño cuyo legado científico e histórico es muy importante tanto para la historia de Sax como para la ciencia de España y del mundo.
Al acto de inauguración asistía el hijo de Alberto Sols, Jaime Sols y su esposa Adelina que venían acompañados por Juan Fernando Guillén, amigo de la familia, el que fuese concejal en el año 1989, quien presidio la comisión que instauro las bases de los premios Alberto Sols; el cronista oficial de la Villa de Sax Vicente Vázquez y varios miembros de la corporación municipal de Sax.
El mural que se encuentra en la entrada del edificio principal del centro educativo sajeño ha sido confeccionado por el claustro de profesores del centro educativo con asesoramiento del cronista oficial de la Villa de Sax y Bibliotecario, Vicente Vázquez Hernández. 
Según el director del centro escolar, Bernardo Jareño, «este será el punto de partida de un proyecto mucho más global para dar a conocer la figura de Don Alberto Sols«.

Alberto Valero Candelario Sols García, nacía el 2 de febrero de 1917, festividad de la Purificación de la Virgen, día de la Candelaría en Sax, lo recordaba el mismo investigador, en la conferencia que impartió en Sax el 10 de octubre de 1987, con el título: «De Sax a Madrid pasando por Estados Unidos». También en el pregón que pronunciaba el 30 de enero de 1987, recordó su infancia en Sax. El 3 de febrero de 1988 fue nombramiento de «Hijo Predilecto» y se le entregaba la medalla de la Villa, fecha en la que también se inauguró el Colegio y Plaza que lleva su nombre.

Para Alberto Sols, la curiosidad era el motor de sus investigaciones, como recuerdan sus discípulos, quienes también evocan la frase que siempre les repetía para convencerles de su vocación por la investigación científica: «Cien años que volviera a nacer, cien veces volvería a dedicarme a la Ciencia», dicha frase también se incluye en el mural.

Fallecido en Denia el 9 de agosto de 1989, a los 72 años, Alberto Sols tuvo la oportunidad de asistir en Sax a las dos primeras entregas de los Premios Alberto Sols a las Ciencias de la Salud, en 1987 y 1989. En 1989 estuvo acompañado en dicha entrega por su amigo el premio nobel Severo Ochoa.

En su testamento, aparte de su deseo de ser enterrado en Sax, también dejaba a su pueblo natal su legado material: publicaciones, documentos, objetos personales, etc., y conservados en la casa donde nació, en la calle Mayor, nº 30, actual sede del Centro de Estudios y Archivo Histórico Municipal (CEAHM) Alberto Sols.

La relación de Sax con Alberto Sols está fraguada en el tiempo por varios pilares muy importantes. Uno de ellos es la convocatoria bienal de los premios que llevan el nombre del insigne científico, otro es el legado histórico que se encuentra depositado en el Centro de Estudios y Archivo Histórico Municipal «Alberto Sols» de Sax, así como el colegio que lleva su nombre. En otras ocasiones ya hemos hablado de la importancia de poner en valor y exponer los bienes que legó la familia del científico a su pueblo natal, puesto que este conjunto de documentos y piezas suponen la muestra material de la importancia de este científico. A pesar de la importancia que alcanzaría con el paso del tiempo, fue aquí en Sax donde comenzó su vida.
Recordar que fue el 14 de junio de 2013 cuando se inauguraba un mural conmemorativo del 25 aniversario del centro escolar, realizado por la ceramista sajeña Lola Serrano González, y en el mismo acto se llevó a cabo la presentación oficial del himno del colegio, compuesto por el antiguo maestro del centro, Javier Ortiz Parra, e interpretado por padres, maestros y exalumnos del centro.
Spread the love