Quienes lo hacen de forma regular no pueden pasar sin salir a caminar al menos unos minutos cada día. Es sin duda el ejercicio físico más “prescrito” por los facultativos de todas las especialidades, tiene múltiples ventajas, pero aquí solo te daremos algunas razones que harán que te levantes del sillón y salgas a caminar.

Subir a nuestro castillo se puede convertir en una actividad saludable tan solo paseando por el casco histórico hasta llegar, a la ermita de San Blas, patrón del municipio, allí mismo se encuentran unas escaleras muy empinadas, pero anchas y cómodas que llevan hasta el emblema del municipio, donde podemos disfrutar de unas vistas increíbles donde poder divisar Sax y alrededores. El castillo se alza sobre un cerro de forma alargada, inaccesible por la vertiente oeste, por lo que se accede a la fortaleza por el noroeste. Y si queremos visitarlo, podremos comprobar que se trata de una planta irregular y consta de dos recintos, una barbacana exterior, para la defensa de puentes y entradas, y un amplio cuerpo murado, dentro del cual figuraba un gran albergue. En sus extremos están las dos torres, siendo la principal rectangular, con muros de hasta 2 metros de espesor; en su interior estaba la sala de armas, y sobre ella una terraza almenada a la que se accedía mediante una escalera de arcos ojivales apuntados. La primera y la segunda de las plantas poseen una bóveda de medio cañón apuntada, con saeteras en esta última y en la tercera. En la ladera del risco en que se asienta esta fortificación existían otras obras de defensa destinadas a la protección del acceso principal del castillo, en el que se abría la puerta principal.

Caminar reduce el estrés, te anima y aumenta tu autoestima. Si alguna vez has salido a caminar mientras te sentías enojado y has vuelto más calmado y sereno sabes de primera mano que caminar puede ayudar a reducir cómo reaccionamos ante un episodio estresante.

Puedes perder peso si caminas sólo 30 minutos al día. Caminar es uno de los mejores ejercicios para perder peso, es relativamente sencillo de realizar y ligero para las articulaciones, es gratis y tienes que hacerlo a diario de todos modos. Para empezar a caminar con el fin de estar en forma, intenta comenzar con una caminata diaria de 20 minutos.

Caminar de forma regular disminuye la presión sanguínea, mejora el sueño y te da energía. Quienes caminan de forma habitual tienen menos ataques cardíacos e ictus, menor presión sanguínea y niveles mayores de colesterol bueno que quienes no realizan ejercicio. Caminar puede reducir la presión sanguínea y el colesterol malo, disminuir el riesgo de muchos cánceres y mejorar el funcionamiento del sistema inmune. Además, mejora la calidad del sueño y te mantiene con energía.

Caminar puede ser más fácil y más divertido con un podómetro y un compañero. Seguir tus pasos con un podómetro es clave para caminar con éxito. Las personas a las que les gusta emplear sus podómetros informan de 2.000 pasos más al día. Para conseguir que tu esfuerzo sea más fácil de realizar, pide a alguien que te acompañe. Con un compañero de camino, se disfruta más del ejercicio y parece que el esfuerzo es menor.

Las personas sienten una mayor bajada en el ansia de picar durante y después de una caminata de 15 minutos. El deseo de picar en general suele ser una mala sensación para las personas que tratan de perder peso. Suele además presentarse hacia alimentos ricos en calorías, grasas o azúcar y el chocolate es el que suele apuntarse más en las encuestas.

 

Spread the love