El Ayuntamiento de Sax está a la espera de recibir solicitudes por parte de las familias que puedan beneficiarse del comedor escolar en esta Semana Santa. No hay una gran demanda de este servicio que no sólo beneficia a niños en riesgo de exclusión social sino también al resto de familias del municipio con la intención de que los padres puedan conciliar vida laboral con familiar.

Así, el pasado mes de diciembre, coincidiendo con las vacaciones navideñas, solo seis familias con necesidades lo solicitaron no llegando así al mínimo requerido por la empresa y obligando a que el consistorio tuviera que cambiar la fórmula de comedor por una compra explícita para los demandantes. La edil del área, Fina Navalón ha indicado que pese a que existen familias que necesitan el servicio, no lo solicitan.

 

El ayuntamiento va a realizar un sondeo por los centros escolares para ampliar el servicio también al mes de agosto. Ya se ha conseguido ofertarlo en julio y se empezó el curso en septiembre con comedor.

 

Ser Elda

 

Spread the love