Microsoft lo ha confirmado, el navegador Internet Explorer desaparece y deja de funcionar desde este miércoles, 15 de junio de 2022, después de 27 años en activo.

Microsoft lanzó la primera versión de Internet Explorer en el lejano 1995. No fue por eso el primer navegador del mundo ni mucho menos. En este sentido, Microsoft sacó IE para que compitiera contra el navegador dominante: el mítico Nestscape. Fue entonces cuando empezó la primera guerra de navegadores. En esta batalla cruenta, los primeros navegantes de la red se beneficiaron porque IE y Netscape empezaron a añadir nuevas funciones a mayor velocidad de lo habitual para captar los usuarios de la competencia y retener los suyos propios. No obstante, Internet Explorer empezó con desventaja: a finales de 1997, tras dos años de guerra, el navegador de Microsoft solo tenía un 18% de la cuota de mercado, mientras que Netscape ostentaba ni más ni menos que el 72%. Fue entonces cuando la batalla se hizo más feroz y despiadada. Por ejemplo, Microsoft creó acuerdos con fabricantes de ordenadores de licencias para que tuvieran Internet Explorer preinstalados.

Para muchos usuarios, no solo fue el primer navegador: fue la puerta de entrada a Internet en general. A partir del 15 de junio, si intentas abrir esta mítica aplicación, se te abrirá en su lugar Edge, el navegador actual de Microsoft. Se espera que el software en sí sea eliminado automáticamente de los ordenadores con Sistema Operativo Windows durante los próximos meses. Si te encariñaste con IE, y no te acaba de convencer su sucesor, Microsoft Edge, no tendrás más remedio que pasarte a algunas de las alternativas, como el conocido Chrome de Google, o Firefox de Mozilla. Si estás leyendo esto antes de la muerte oficial de Internet Explorer, ¿ya te has despedido de él?

Spread the love